En la tarde del miércoles 25 de marzo de produjo una atípica pueblada en el acceso a Victorica sobre la Avenida Agustin Borthiry casi intersección con la ruta .En ese lugar entre las 18 y las 20 horas, 150 vecinos se dieron cita para defender la posibilidad de controlar el acceso de personas no pertenecientes a Victorica.Ante una medida del STJ de La Pampa presidido por el Juez Jose Sappa que mandaba a los fiscales  investigar intendentes que hubieran cortado accesos a los pueblos , el intendente de Victorica se vio obligado a levantar los controles y dejarlos en manos policiales.Todo ésto se decidió en forma popular y escuchando el cuestionamiento de los vecinos que se arriesgaron a romper la cuarentena para mostrar el descontento con la hipócrita decisión de un un juez que solo ve la fría letra de una ley que no está adecuada a las circunstancias excepcionales  que  aquejan al mundo. Eso solo lo puede llevar adelante un funcionario judicial que muestra desprecio por las autonomías municipales de La  Pampa.Ese era el sentir popular de la reunión entre vecinos de Victorica.

Finalmente el intendente se reunió con la policía y encargó a la misma el control de los accesos a Victorica.